Con un buen ritmo, ciertos momentos de suspense, y un humor, digamos, no explícito, Los cronocrímenes resulta una película bastante entretenida, y sobretodo, muy curiosa en su desarrollo.

★★★☆☆ Buena

Los Cronocrímenes

Los cronocrímenes es el primer largometraje de Nacho Vigalondo, director de cortometrajes que optó al Oscar el pasado 2005 por 7:35 de la mañana, y está protagonizada por Karra Elejalde, Bárbara Goenaga, el propio Nacho Vigalondo y Candela Fernández.

La película cuenta la historia de Héctor, un hombre que viaja accidentalmente al pasado a través de una máquina experimental, encuentrándose consigo mismo y alterando el futuro. Con su ingenio y la única ayuda del técnico encargado de la máquina del tiempo, Héctor deberá reconstruir los sucesos del pasado encajando las diferentes piezas del rompecabeza, además de eludir al extraño asesino con el rostro vendado que parece perseguirle. Los viajes en el tiempo son un tema bastante recurrente en el mundo del fantástico y la ciencia ficción, gracias en gran medida a la infinita posibilidad de variantes que dicha temática ofrece; así pues, la alteración espacio-temporal puede enfocarse desde muy diversos prismas, que oscilan del terror a la comedia, y que nos ha ofrecido grandes títulos como "El tiempo en sus manos", "Doce monos", "Regreso al futuro", o incluso "Atrapado en el tiempo", además de películas en las que dicho fenómeno repercute en mayor o menor medida en su trama, como es el caso de "Terminator", "El experimento Philadelphia", "Donnie Darko", "El vuelo del navegante", "Star Trek IV", "El ejército de las tinieblas" o "El planeta de los simios". Tanto por méritos propios como por la propia carencia de fantástico que usualmente ha definido al cine nacional, podríamos decir que Los cronocrímenes, casi por defecto, es ya la aportación española más relevante a la temática de los viajes en el tiempo: con una trama de suspense salpicada por fuertes dosis de comedia, gracias en gran medida a la campechana (sin desmerecer, ni mucho menos) interpretación de un Karra Elejalde que bien podía haberse llevado el premio al mejor actor en la presente edición del festival, Los cronocrímenes no tarda demasiado en desvelarnos quién es el personaje que se oculta tras el vendaje. Y es que el enigma que nos ofrece Los cronocrímenes no es otro que el saber cómo el(los) personaje(s) interpretado(s) por Karra Elejalde, conseguirá(n) anular la paradoja temporal que él(ellos) mismo(s) ha(n) propiciado por accidente.

De este modo, Nacho Vigalondo firma una película que, pese a no ser una maravilla, resulta más que digna a la par que entretenida, sobretodo si tenemos en cuenta que ésta se sustenta únicamente con un personaje principal y tres actores de reparto, sin efectos especiales ni localizaciones. Con un buen ritmo, ciertos momentos de suspense, y un humor, digamos, no explícito, Los cronocrímenes resulta una película bastante entretenida, y sobretodo, muy curiosa en su desarrollo.
publicado por Oscar Martínez el 16 febrero, 2008

Enviar comentario

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.