Nos encontramos sin duda ante un espectáculo narrativo y visual, la mejor obra de horror de los últimos años junto a “Déjame entrar” que inexplicablemente sigue sin estrenarse por nuestros lares.

★★★★★ Excelente

Triangle

El proyecto más personal de Cristopher Smith autor de Severance y Creep donde cuenta con la hermosa Melissa George. Actriz experimentada en el género tras protagonizar Waz o 30 días de oscuridad entre otras.

Guión de su propia mano que tardara un par de años en retocarlo, termina ofreciendo una obra ciertamente extraordinaria muy por encima de sus anteriores trabajos que por otra parte ya me parecieron disfrutables. Para la ocasión adelanta varios pasos en madurez cinematográfica con un slasher a priori rutinario convertido en una sorprendente alucinación de viajes temporales en la línea de la española los cronocrímenes o la muy independiente Primer.

Se nos presenta en primer lugar la madre coraje protagonista. Treintañera divorciada que carga con la responsabilidad de cuidar a su hijo autista. Un día le ofrece un buen plan. Pasar unas horas tranquilas en un velero invitada por su colega Greg. Todo se rompe con la aparición de una sorpresiva tormenta que daña considerablemente la embarcación. La desesperación hace mella en los pasajeros, un enorme trasatlántico de los años 30 parece la salvación. Sin embargo tras verse salvados se encuentran en un barco fantasma totalmente vacio, la pesadilla comienza.

Lo que viene es un rompecabezas que parece cortarse en diferentes piezas. Apoyándose en el pasado, presente, futuro confluyéndose en un espacio temporal que con gran precisión encajan perfectamente en el desarrollo de una trama simplemente perfecta. Todo es tan sencillo que asusta en el devenir de cada acontecimiento que abre una nueva vía de horror.

Si las características del guión son sobresalientes, de igual modo se puede catalogar su conjunto técnico. Los decorados de la embarcación cumplen a la perfección su papel. Cada pasillo está recubierto de una oleada tétrica, los interiores sombríos son los adecuados en una historia llena de intriga y psicosis. La iluminación y fotografía acentúan la palidez de ciertas secuencias otorgándoles un marco surrealista en contraste con la oscuridad del desarrollo en interiores. Los efectos especiales impactantes sobre todo en el momento de la tormenta enfermizamente realista, los diferentes ángulos en los que se apoya el realizador para resolver sus escenas de acción son de una elegancia soberbia.

Si todo ello fuera poco, tenemos una Melissa George magistral, actriz que salta de un dramatismo atroz para enfrentarse al mal convertida en heroína. Comiéndose literalmente la pantalla, llevando una perfecta armonía de sentimientos puestas al servicio del filme.

Nos encontramos sin duda ante un espectáculo narrativo y visual, la mejor obra de horror de los últimos años junto a “Déjame entrar” que inexplicablemente sigue sin estrenarse por nuestros lares. Sobra decir que es mejor no esperar gore pues nos encontramos con un relato psicológico. Nada de trucos de efecto camuflados en litros de sangre. Aquí cuenta el guión.
Obra maestra.

 



Lo mejor: Todo
Lo peor: Que todavía no se estrene.
publicado por Andrés Pons el 12 enero, 2010

Enviar comentario

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.