DIVERSION DE NIÑO Y PLACER ADULTO

★★★☆☆ Buena

Cowboys and aliens

Mujeres hedonistas de todo el mundo, nuestra eterna búsqueda del goce ha terminado. Daniel Craig encarna el placer adulto para disfrutar con los cinco sentidos: Con la vista porque no hay mayor deleite que verlo caminar: ¡Que elegancia, que porte, que sensualidad!. Con el gusto, porque no dejas de relamerte cada vez que ofrecen un buen plano de su magnífico culo (y ofrecen bastantes). Con el tacto porque no te resulta difícil imaginarte entre esos brazos fuertes y poderosos…¡ay!. Con el oído porque el doblaje que le han puesto, una voz ronca y parco en palabras, te hace suspirar toooooodo el rato. Y con el olfato, porque aunque no percibes su aroma, te hueles que sea el que sea te dará igual porque el conjunto es irrepetible. ¡Como coge el pitillo, como agarra el vaso acodado en la barra del bar!. ¡Gracias al responsable de esos primeros planos de su rostro curtido, que parece cincelado en roca, y de esos ojos azules fríos como el acero!.
Tras demostrar mi admiración por el susodicho, quiero decir que todo intento de analizar esta película buscando homenajes, referencias o similitudes con otras de cualquiera de los géneros que aúna, es una pérdida de tiempo porque, tanto si existen como si no, resulta irrelevante. Se trata simplemente de un puro divertimento. Un espectáculo para recrearte y no pensar (algo que a veces se echa en falta). ¡Yo me lo pase genial.

No importa si la historia es un poco absurda. Tienes una del Oeste, perfectamente ambientada con su salón, forajidos, indios, un sheriff pardillo, el amo del pueblo y un duro con su corazoncito. A eso le sumas una de ciencia ficción, con muy buenos efectos especiales (destaca el espectacular brazalete) pero en la cantidad justa para no cargarse la historia. Con esos ingredientes Jon Favreau obtiene una mezcla que te intriga, te hace sonreir y sobre todo te entretiene. Este director no sé que hace pero con sus pelis (“Ironman” e “Ironman 2”) logra que me divierta mucho en el cine. Tal vez no sean grandes películas pero son muy muy entretenidas.
Harrison Ford, muy acertado en su papel, y Craig forman un tándem perfecto: Dos adversarios fuertes que acaban trabajando codo con codo, cada uno en su estilo. La que desentona en el conjunto es la escuálida Olivia Wilde porque cuesta un poco creer que con ese físico pueda hacer algunas de las cosas que hace. Del resto de los actores me quedo con David O´hara (Henry Howard, en “Los Tudor”), del que no queda ni un cachito…. ¡con lo bien que me cae!.

Lo mejor: DANIEL CRAIG...¡AY!
Lo peor: OLIVIA WILDE
publicado por Teresa Suarez el 4 septiembre, 2011

Enviar comentario

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.