Michelangelo Frammartino debuta como director y guionista con ésta asombrosa obra que es toda una maravilla.

★★★★☆ Muy Buena

Le quattro volte

Michelangelo Frammartino debuta como director y guionista con ésta asombrosa obra que es toda una maravilla. Sin diálogo alguno, pero con unas imágenes que hablan por sí solas, conmueve en cada plano, en cada escena. Frammartino nos narra ciclos de la vida como la muerte o el nacimiento de un ser vivo, a través de unas imágenes que respiran poesía y realismo ficticio.

‘Le quattro volte’ es cine natural, expresivo, una bocanada de aire fresco, una pequeña joya del cine europeo que posee un humor espontáneo y campechano. Una hermosa fábula rural ambientada en Calabria, una región del sur de Italia donde la flora, la raza humana y la fauna son las principales protagonistas. Los balidos de una cabra, el cencerro de una oveja y los sonidos de viento que sopla a través de los árboles, se convierten en música para los oídos.
Lo mejor: Su deliciosa mezcla de realismo y aliento mágico.
Lo peor: Que se pierda semejante belleza.
publicado por Ángel López Gallego el 1 septiembre, 2011

Enviar comentario

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.