Paul (humor referencial de parte del gordo y el flaco más graciosos del humor inglés…y de regalo un alien malhablado)

★★★★☆ Muy Buena

Paul

Como he dicho en cientos de ocasiones, considero a Judd Apatow el jefazo en lo que a comedia contemporánea se refiere. Desde la inolvidable serie Freaks and Geeks, el señor Apatow ha establecido un tono, a la hora de contar las historias y desarrollar los personajes, entre cómico y tierno, que resulta infalible y entrañable.

 

Dicho esto, si tuviéramos que establecer un podio respecto a comedia, la medalla de plata sería, sin lugar a dudas,  para el dúo cómico inglés formado por Simon Pegg y Nick Frost, que abandonan a su director habitual Edward Wright, para asociarse con Greg Mottola, responsable de esa maravilla conocida como Supersalidos. Una combinación que se antoja simplemente perfecta.

 

Sigo considerando Zombies Party (Shaun of the dead), primera película de Pegg y Frost,  como una de las mejores comedias, y parodias, que he visto en mi vida. La burla/homenaje al cine zombi perpetrada por el gordo y el flaco del humor inglés funciona a la perfección. Lo mismo puede decirse de su particular incursión en el cine de acción y las buddy movies, conocida como Arma Fatal. En esta ocasión el objetivo son las cintas de ciencia ficción, y lo han vuelto a conseguir.

 

Paul es la comedia del verano (dudo mucho que Bad Teacher o la próxima El cambiazo la superen, aunque la inmediata La boda de mi mejor amiga, cinta Apatow protagonizada por féminas, puede ser una grata sorpresa), ganando por goleada a la decepcionante Caballeros, princesas y otras bestias.

 

La historia es simple: extraterrestre que llega a la tierra y se topa con dos freaks inadaptados que vuelven del Comic Con. En la frase anterior ya hay tres terminos infalibles para el aficionado, alien, freak y Comic Con (uno de los festivales freaks más importantes del mundo).

 

Paul funciona a base de referencias, al igual que sus dos anteriores films. La película esta plagada de detalles, guiños y homenajes, centrándose, especialmente, en todos los films de temática sci-fi de Steven Spielberg, incluyendo un cameo, sonoro, del rey Midas de Hollywood. El aficionado puede recrearse contando las referencias a Aliens, Encuentros en la tercera fase, E.T, etc.

 

Lo que convierte a Paul en la gran comedia que es, aparte del gran amor que demuestran Pegg y Frost por la ciencia ficción y su magistral uso del diálogo, es su gran plantel de interpretes, todos ellos acertadísimos, desde una Sigourney Weawer (seguimos con los guiños) hasta esa bestia cómica conocida como Bill Hader. Las carcajadas están aseguradas.

 

La combinación perfecta entre el universo Apatow y la factoría inglesa Pegg-Frost. Una delicia cargada de risas. La verdadera prueba de fuego llegará cuando el dúo inglés salga del homenaje y de la referencia, para enfrentarse a una historia propia. Mientras tanto disfrutemos como locos con el humor postmodernista de Paul. 

Lo mejor: Todos los interpretes
Lo peor: Basa todo su potencial en la referencia
publicado por Alberto Zamora López el 15 julio, 2011

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.