Cuando la ficción no llega a plasmar lo increíble de la realidad y del ingenio de un hombre que tiene claro lo que quiere

★★☆☆☆ Mediocre

Intérpretes: Jim Carrey, Ewan McGregor, Leslie Mann, Rodrigo Santoro, Nicholas Alexander, Michael Beasley, Tony Bentley, Allen Boudreaux, Sean Boyd, Brennan Brown, Marcus Lyle Brown.

 

Sinopsis

Adaptación de la novela de Steve McVicker, titulada I Love You Phillip Morris: A True Story of Life, Love, and Prison Breaks , basada a su vez en la historia real sobre la vida de Steven Russell (personaje interpretado por Jim Carrey).

Steve es un padre de familia bastante convencional que ejerce como policía y cuyas únicas preocupaciones son el bienestar de su mujer y su familia. Pero las apariencias no son lo que parecen, y tras un accidente de tráfico, se desvela su "otra vida"; es gay. Tras esta revelación decide cambiar su modo de vida y disfrutar de su condición de homosexual, de forma algo libertina y desmedida. Para satisfacer todos sus gastos se ve obligado a cometer una serie de fraudes que le permitan obtener todos los fondos necesarios para sus caprichos y los de su pareja. Es así como llegará a la cárcel, donde se enamorará de su compañero de celda, Phillip Morris (personaje interpretado por Ewan McGregor), con quien inicia una relación. Por motivos de organización penitenciaria se ven obligados a separarse; entonces Steven hará todo lo posible y desplegará todo su ingenio para estar con Phillip y darle todo lo necesario para ser feliz.

 

Crítica

Nos sentamos delante del televisor para ver lo que presumimos un duelo interpretativo entre dos estilos diferenciados; lo excéntrico y exacerbado de Jim Carrey y el método exacto y correcto de Ewan McGregor. Algo conocíamos sobre la historia real en la que se fundamenta el film y sinceramente nos atraía. Así que la elección era obvia y quizá correcta, al menos a priori.

Estamos ante una comedia que navega entre lo absurdo, lo hilarante, lo romántico e incluso lo trágico, desembocando finalmente en un naufragio parcial que no consigue convencernos casi en ningún aspecto y ante el cual reconocemos ciertos momentos en los que el aburrimiento y unas buenas dosis de sueño  se apoderaron de nosotros.

Le damos cierto valor a la apuesta valiente y cuasi-transgresora de llevar al cine esta historia increíble (la cual parece que no ha estado exenta de problemas para su estreno), que nos muestra una vez  más la capacidad del ingenio humano y hace cierto aquella frase de que "En ocasiones la realidad supera la ficción". Nos recuerda a otras cintas tales como The Informant de Soderbergh o Catch me if You Can de Spielberg. No obstante, de las tres nos quedamos con la de Spielberg, y tampoco creemos que os la recomendemos nunca como Sugerencia de la Semana. El valor que le conferimos radica en el trato tan natural y cómico de la homosexualidad en ese estado tan conservador del oeste americano, Texas, y la puesta en escena de lo que entonces fue un caso de "vergüenza" para el entonces gobernador de dicho estado, no sé si lo conocerán, un tal G.W. Bush.

El guión (obra de la dupla de dirección) es bastante fresco, en ocasiones exagerado, y contiene gran cantidad de sorpresas y giros inesperados que hacen del transcurrir de la cinta algo semi-entretenido, pero la seriedad y credibilidad que se le quiere dar, se ve anulada por la bipolaridad y el gesto exagerado de un Jim Carrey, que se nos hace duro de tragar, bastante duro. A mitad de camino entre Man of the Moon y Yo, yo mismo e Irene, no creemos que el actor canadiense encaje en este papel y menos haciendo de gay: no sé no nos convence. Reconocemos que no es un actor que nos agrade demasiado, aunque sí que nos gustó en la mencionada Man of the Moon, dando vida al genuino Andy Kaufman, y en El Show de Truman.

Lo que parte de una historia real, increíble y digna de ser contada, se convierte en una farsa absurda y caricaturesca vacía de mensaje y en algunos fotogramas roza el ridículo.

En ese duelo interpretativo que avanzábamos, la réplica a Carrey se la da el actor escocés Ewan MacGregor, por el que tenemos algo más de afinidad. No obstante y a pesar de las buenas críticas obtenidas por la mayoría de los entendidos, a nosotros nos parece forzado y no exento de cierta sobreactuación.

Como ya nos vamos conociendo, un aspecto en el que siempre nos fijamos es en la música y aquí señores, hay que decirlo, es buena, sí, bastante buena.

Esta mezcla de Catch Me If You Can, The Informant!, Man of The Moon, Mentiroso Compulsivo y la televisiva Prison Break, no encontrará un lugar de privilegio en mi filmoteca y tampoco creo que se la recomiende en ninguna ocasión, por lo que una vez más distanciándome de la crítica entendida y reinante, no se la sugiero ni para una tarde lluviosa. Siempre habrá cosas mejores que hacer.

Nota general: 3,0 sobre 10.

publicado por Lucas Liz el 15 enero, 2011

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

Desde 2005 muchocine es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.