Correcto filme que pertenece al género Torture o Masacre, con su habitual atrezzo de martillos, clavos y cuerdas. Personajes depravados y esquizofrénicos que atormentan a la víctima de turno. Mantiene el interés.

★★☆☆☆ Mediocre

Calvaire

Fabrice Du Welz nos cuenta una extraña historia. Un cantante de poca monta que se gana la vida actuando en residencias de ancianos, se queda tirado con su furgoneta en medio de una nebulosa carretera. Caminando por pedregosos caminos logra recalar en un motel donde lo recibe un posadero deprimido que constantemente sufre porque, según dice, su mujer lo abandonó hace tiempo. De pronto, nos damos cuenta de que el posadero identifica al artista con su esposa. Tras agasajarlo con ricas viandas, lo retendrá por la fuerza y comenzará un verdadero calvario para el joven cantante.

Se trata de un filme con toques surrealistas, planos cenitales, movimientos de cámara de 360 grados y momentos absurdos que logran crear una atmósfera enrarecida y opresiva. Algunas secuencias son medianamente duras, si bien el cine de terror francés que nos está llegando estos últimos años ya nos tiene acostumbrados a escenas mucho más bestias que las de Calvaire. Y hablando de bestialismo, a destacar la secuencia en que unos aldeanos fornican con un cerdo.

Este clima de pútrida demencia, cuerdas, clavos y martillos, está inspirado en La matanza de Texas. De hecho, existe un sinfín de películas que beben del clásico de Tobe Hooper, por ejemplo Frontera(s), Turistas, Wolf Creek, Wrong Turn y un largo etcétera. Quien sea amante del género masacre o torture tiene material con que explayarse durante días y encontrará en Calvario un buen entretenimiento.

A pesar de que la media hora inicial, en donde impera una tensa calma y donde se nos van presentando los personajes principales, hace presagiar un filme muy cruento, lo que viene después decepcionará a los incondicionales del gore extremo y del torture porn. Y es que el director se modera mucho. Posiblemente buscaba un terror más psicológico que visceral y lo consigue hasta cierto punto. La cámara logra captar el estado esquizoide de todos los personajes.

En definitiva, un filme de corte sórdido que repite muchos tópicos del género pero que consigue mantenerte en tensión.

publicado por Francesc Canals Naylor el 26 julio, 2010

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.