Cuidado donde llevas a copìar tus fotos. Gran rol de Robin Williams en este atrapante thriller lleno de estilización visual que te invade y atrapa.

★★★☆☆ Buena

Retratos de una obsesión

A veces me pregunto si algún día tendré el valor de subir algo tan íntimo como mis fotografías,  de amigos o familiares que rescatan alguna mínima existencia y subirlas Facebook u otro portal para compartirlas con quién sabe quien en la red. Comentario previo al manejo que se tiene de los fotogramas que hoy no es entendible como tantos se desnudan virtualmente en la red sin saber el destino preciso de ello.  Acá en esta cinta eso si, todavía esta la manipulación de las fotografías desde el rollo 35 mm al papel. Sy (Williams) es un empleado de un centro de copiado de fotos, tiene muchos clientes pero en particular se esta obsesionando con la bella familia Yorkin y en especial la mujer y su hijo. Incluso saca más copias para guardar fotos con dudosos objetivos. Este clan confía plenamente y  habitualmente lleva sus fotografías para su copiado. Paulatinamente Sy comienza a ver con extraños ojos la felicidad de esta pareja y sus hijo comenzando una obsesión derivada de los retratos confeccionando un extraño mural de adoración y comienza a creer que esa podría ser su familia ideal y tratar de tomarla. Sin duda lo contenido de este personaje lo hace muy perturbador, Sy  Parrish, es un hombre cuyo amor por la superficialidad resulta sus perdición. Es una verdadera bomba de tiempo progresiva irrumpiendo en la vida ajena con creciente  frecuencia. Romanek , el director y guionista, para crear este perturbador mundo de Sy, se vale de una especial estilización visual que te invade y atrapa. Te hace olvidar cualquier grado de predecible de su guión. El director utiliza los colores para sugerir el estado de ánimo y hay que estar muy atento. En fin es un zoom a la triste vida de un hombre obsesionado con lo ajeno, las frustración de sus sueños que viven en esa pequeña cabina deseando la vida de los otros para si.  La clave para que funcione todo este puzzle es el propio Robin Williams que cumple con el precepto de una gran actor, que es precisamente cuando lo ves trabajar, no vez en ningún momento a la estrella sino que un hombre perturbado y peligroso. Eso es mérito del equipo en su elección que funciona potentemente con el ganador del Oscar.  
publicado por David Lizana el 1 abril, 2010

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.