el argumento se ve de sobra hacia donde va a tirar, ahí es donde peca de pelin previsible, si a eso le añadimos su “”sacarinado”” final, tendremos una cinta donde un poco, no gana a un mucho.

★★☆☆☆ Mediocre

Antes de nada una reflexión que por la mañana hacía mi señora mientras desayunábamos, y es que, mientras nos tomábamos el café del domingo, en la TV ponían el trailer de esta película, que parece realizado por el peor enemigo de la productora/distribuidora, ya que aparecen en el (y en perfecto orden) no solo todos los gags, sino que uno puede ver un RESUMEN enorme de la cinta, de principio a fin… Señores de FOX (en este caso) si quieren que la gente vaya al cine a ver sus películas !NO HAGAN ESTO! (luego no se nos quejen de perdidas por piratería, nadie pagaría ni un € por algo que ya ha visto en casa), sean consecuentes, ¡¡narices!!

Tras esa reflexión, decir que la película es una comedia y luego se torna en drama, puesto que al principio vemos a Owen Wilson y a Jennifer Aniston (que siempre hacen el mismo papel) sufriendo las andanzas del perrito protagonista y luego, sufriendo… (vayan a verla, yo no haré como el trailer).

La duración de la cinta es una plena patada en los riñones del espectador (hay cosas que se podrían contar en la mitad de tiempo) y el argumento se ve de sobra hacia donde va a tirar, ahí es donde peca de pelin previsible, si a eso le añadimos su "sacarinado" final, tendremos una cinta donde un poco, no gana a un mucho.

Decepcionante, en suma.
Lo mejor: El perro que puede llegar a ser muy cabrón
Lo peor: Es previsible y desde el principio se sabe su final
publicado por Rafa Ferrer el 23 marzo, 2009

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

Desde 2005 muchocine es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.