No sólo es una historia sobre una persona que quería algo imposible y lo consiguió,también es la historia de alguien que quería desafiar las normas establecidas y que logró hacerlo de la manera más bella que se podía hacer: caminando sobre el cielo.

★★★★☆ Muy Buena

Man on wire

Todos tenemos como mínimo un sueño en nuestra vida, algo que consideramos irrealizable pero que nos encantaría poder hacer, la mayoría de nosotros ni siquiera nos planteamos la posibilidad de llevar a la  realidad ese sueño, sin embargo hay personas que dedican gran parte de su vida a intentar cumplir un sueño, aunque parezca imposible.

Cada vez que Philippe Petit aparece en pantalla algo se ilumina, es un hombre con una energía desbordante al que le brillan los ojos cuando cuenta cómo consiguió cruzar de una de las torres gemelas de Nueva York a otra caminando sobre un alambre.

No sólo es una historia sobre una persona que quería algo imposible y lo consiguió, también es la historia de una persona que quería desafiar las normas establecidas y que consiguió hacerlo de la manera más bella que se podía hacer: caminando sobre el cielo.

Es bonito oír a las personas que estuvieron allí decir lo mágico que fue ver a Philippe caminar sobre un alambre durante 45 minutos ante la atónita mirada de las personas que se agolpaban en la calle y de la policía que no sabía que hacer para detenerle.

La magia y la belleza del momento se nos transmite a través de este documental que cuenta cómo se preparó la hazaña de boca de sus propios protagonistas, que quedaron marcados para siempre por esa experiencia, se puede palpar en sus miradas la emoción con la que lo cuentan, y cómo, aunque hayan pasado 34 años, aún no han podido olvidar lo que sintieron aquel día.

El documental está realizado de una manera exquisita y bella, con muchos toques de humor y con una música perfecta para un documental sobre un "loco" que logró un sueño imposible. Además el director tiene el acierto de no tocar el tema del 11-S, que hubiera convertido a la película en algo muy diferente.

Lo mejor: Ver a Phillippe Petit andando por el cielo.
Lo peor: Una escena del final que no cuadraba mucho con la historia.
publicado por Patricia Pérez el 16 enero, 2009

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.