Un film que se ve bien, pero que es más bien un drama blando, visto ya muchas veces antes en el cine.

★★☆☆☆ Mediocre

Maman est chez le coiffeur (mamá está en la peluquería)

Es el verano de 1966. Tiempo de disfrutar de las vacaciones, de la libertad, de correr por los campos y de reír con los amigos. Pero a medida que se va dando cuenta de los sueños, las penas y las mentiras de la gente que la rodea, Élise es testigo de cómo el abandono repentino de su madre trastorna completamente a la familia. Mientras su hermano Coco busca refugio en la construcción de un supercoche, el más pequeño, Benoît, se sumerge en su propio mundo. En cuanto a su padre, está simplemente superado por la situación. Élise decide coger el timón de una familia a la deriva en un desesperado intento por salvarla. Con el trasfondo de una naturaleza en plena ebullición y el consuelo que le ofrece Monsieur Mouche, Élise está a punto de vivir un verano único.

 

También presentada en la Sección Oficial del Festival de Donostia 2008, a concurso, esta producción canadiense, dirigida por Léa Pool, pone énfasis en la influencia de la separación de los padres en los tres hijos del matrimonio, con los diversos traumas que ellos van sufriendo.

Un film que se ve bien, pero que es más bien un drama blando, visto ya muchas veces antes en el cine.

Deja una sensación de dejá vu, nada molesto, pero tampoco arraigable en la memoria ni en el corazón.

Mi puntuación: 6

Lo mejor: Se deja ver sin ningún problema.
Lo peor: Es bastante blanda.
publicado por Victor Bilbao el 4 octubre, 2008

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.