Es un musical amable con buenos números de baile, con las buenas intenciones de la defensa de los raros de la sociedad y con el tema del racismo de la sociedad americana en los años sesenta.

★★★☆☆ Buena

Hairspray (1988)

Aunque es una película que sabía que existía. al igual que conozco parte de la filmografía de su director John Waters, la verdad es que no la he visto hasta que me ha interesado ver el remake realizado hace poco sobre ella. No importan las circunstancias aunque está claro que me ha influido ver las dos películas y poder compararlas.

Hairspray es una comedia más familiar que otras dirigidas por su director. Ello no es obstáculo para que siga teniendo su habitual dosis de transgresión aunque algo más edulcorada. Divine, la actriz transexual, interpreta a la madre de la protagonista y a otro personaje masculino; los inadaptados, los freakies, los que son distintos, son el centro de atención de una película en la que una joven gordita consigue ser la estrella de un programa de baile de la televisión local de Baltimore.

Es un musical amable con buenos números de baile, con las buenas intenciones de la defensa de los raros de la sociedad y con el tema del racismo de la sociedad americana en los años sesenta. No es lo mismo verla ahora que en su momento pero no por ello deja de ser una buena película tanto por su rareza cómo por sus divertidos números musicales.
publicado por Xalons el 2 marzo, 2010

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.