Un película que nos devuelve al mejor Lasse Hallstrom y Richard Gere, pero que quizás con un guión más trabajado nos hubiera dado un resultado y un sabor más satisfactorio. Ideal para sobremesas y como guía para crear la biografía de Jesulín.

★★★☆☆ Buena

La gran estafa

Hablar del magnate Howard Hugues, es ya, de por sí, un elemento lo suficientemente atractivo para crear una película. Archimillonario misterioso, que tanto bien hizo por la industria (y por todas las demás) del cine y del que se han escrito numerosas biografías, publicaciones, teorías y películas como la multipremiada The Aviator de Martin Scorsese, con Leonardo DiCaprio como el joven Hugues. Aunque sea de modo indirecto, La Gran Estafa, es otro punto de vista más de la vida del rico mecenas. Basada en la obra literaria del mismo nombre, escrita por el hombre que estafó a toda la prensa americana y logró un fraude que le reportó primero grandes ganancias y porteriormente una gran pena de cárcel. Para The Hoax-La Gran Estafa, se cuenta con el director Lasse Hallstrom, un director de los llamados académicos, ahora muy alejado de films que le dieron un nombre de prestigio, y con unos últimos films que han fracasado por diversos motivos. The Hoax, le ha devuelto, ligeramente, algo del prestigio perdido. Al igual que Richard Gere, excesivamente irregular en sus últimos proyectos y logra levantar el vuelo, con esta adaptación de uno de los fraudes más importantes de los 70.

Clifford Irving es un escritor, mediocre, que ve que sus proyectos son denostados y eliminados, y decide con la ayuda de un amigo realizar una biografía autorizada de Howard Hugues, algo que nunca se había conseguido antes, un bombazo editorial, que podría reportar numerosas ganancias tanto a la editorial como al autor. Ante la imposibilidad de acceder a la celebridad, deciden, con muchos trucos y artimañas, inventarse un trato con Hugues y engañar a la editorial, haciéndoles creer que el millonario se va a prestar a que se realice su biografía. Clifford, riza el rizo para conseguir información fiable, datos significativos y reales, que le sirvan para que el proyecto continue y siga obteniendo beneficios. No le resultará fácil y tendra muchas trabas para salir adelante.

Realmente es una película que podríamos encasillarla dentro del género de comedia, muy al estilo de los años 60-70, con un Richard Gere encantador en un papel que le viene como anillo al dedo y un reparto muy acorde a la historia contada. Si en mi anterior crítica hablaba de Aaron Eckhart como el perfecto caradura, Gere en The Hoax es otro tanto, galán, seductor, ingenioso y sin escrúpulos. Le acompaña Alfred Molina como simpático editor, que por momentos nos desespera pero cae bien y es el perfecto complemento a la astucia de Gere, buena química entre ambos que es lo mejor de la película.

En cambio, el guión es enormemente repetitivo, nos muestra una y otra vez el esquema problema-solución ingeniosa, que por momentos, cansa y hace que te aburras, pero la buena mano de Hallstrom, coloca todo en su sitio y el resultado final es más que una decente película que congratula a su director con la crítica. Realmente aunque sea considerada un hecho real, es muy poco creible, por la consecución de unas situaciones que raramente se veran en la realidad. Un Irving muy listo rodeada de una compañia, editoria y hasta fuerzas armadas con pocas luces.

Un película que nos devuelve al mejor Lasse Hallstrom y Richard Gere, pero que quizás con un guión más trabajado nos hubiera dado un resultado y un sabor más satisfactorio. Ideal para sobremesas y como guía para crear la biografía de Jesulín.

Mi Puntuación: 5,5
Lo mejor: Richard Gere.
Lo peor: Demasiada repetitiva e inverosímil.
publicado por Emilio Martín Luna el 4 marzo, 2008

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.