Con una primera mitad bastante redonda, si bien no puede dejar de recordar a ‘En la boca del miedo’ de John Carpernter, ‘1408’ termina por exasperar al espectador bajo la ineficaz fórmula del ‘más difícil todavía’.

★★☆☆☆ Mediocre

1408

Dirigida por el sueco Mikael Hafström e interpretada casi íntegramente por John Cusack, 1408 cuenta también con las intervenciones del proflífico Samuel L. Jackson, Mary McCormack, Jasmine Jessica Anthony y Tony Shalhoub entre otros, siendo proyectada durante este último Festival de Sitges en su gala de clausura.

La película, basada en el relato corto de Stephen King publicado en nuestro país en la compilación Todo es eventual, cuenta la historia de un escéptico novelista de terror, investigador de lo paranormal, que sólo cree en aquello que ven sus ojos. Tras dedicarse a desacreditar fenómenos paranormales por todo el mundo, Mike empieza su nuevo bestseller sobre los hoteles embrujados. Sin embargo, todo cambiará cuando entre en la habitación 1408 del Hotel Dolphin.

Sin duda alguna, Stephen King debe ser el escritor, vivo, muerto o no-muerto, que más adaptaciones de sus novelas ha visto trasladadas tanto a la pequeña como a la gran pantalla: Carrie, Salem’s Lot, El resplandor, Creepshow, Cujo, La zona muerta, Christine, Los chicos del maíz, Cementerio de animales, Misery, It, La mitad oscura, La tienda, La milla verde, ésta 1408 o la todavia pendiente de estreno en nuestro país The mist son algunos de los títulos que cineastas del calibre de Brian De Palma, George A. Romero, David Cronemberg, John Carpenter, Tobe Hooper o Stanley Kubrick han querido plasmar en el celuloide.

Algunos me van a matar cuando diga que, personalmente, las novelas de Stephen King no me atraen demasiado (sobretodo mi novia XXXD), y quizá se deba a que de los cuatro o cinco libros que he leído del autor, no he escogido precisamente los mejores. No sé. Me sigo quedando con Poe y Lovecraft, qué le vamos a hacer. Así y todo, uno debe reconocer que muchas de sus adaptaciones o guiones para la pequeña o la gran pantalla suelen ser bastante dignas, buenas en algunas ocasiones, e incluso puntualmente excelentes, como es el caso de la reciente serie Hospital Kingdom, por no citar otros ejemplos más obvios.

Yendo a la película propiamente dicha, debo decir que 1408 podría haber dado mucho más de sí, sobretodo si su formato fuera diferente o, lo que es lo mismo, todavía más corto. Supongo que convertir un relato corto en una película es lo que tiene. Y es que la película del sueco Mikael Hafström se divide en dos partes claramente identificables aunque no por ellos diferentes. ¿Y eso qué significa? Que a pesar de sus escasos 94 minutos, 1408 está constiuida por una primera hora bastante solvente, brillante puntualmente, y una media hora final de absoluto relleno.

Lo cierto es que una habitación en la que suceden extraños sucesos paranormales da mucho de sí y al mismo tiempo muy poco, ya que la trama puede caer en una permutación que se limita a rizar el rizo, tal y como ocurre con 1408. Como suele ocurrir con este tipo de películas, en el momento en el que el terror pasa de ser sugerido a mostrarse en todo su maligno esplendor, éste deja de resultar atrayente e inquietante para el espectador, eso sin tener en cuenta que la base de 1408 no deja de ser la misma que la de El resplandor, la anteriormente citada Hospital Kingdom, esa genialidad de John Carpenter titulada En la boca del miedo y tantos otros productos, en los que un espacio cualquiera -sea una habitación, un hotel, un hospital o una ciudad-, se encuentra maldito por un motivo u otro, impidiendo al protagonista discernir entre ficción y realidad.

Así pues, 1408 es un producto relativamente entretenido durante su primera hora de metraje, quizá menos, para luego convertirse en un insulso in crescendo que ni el convincente monólogo interpretativo de John Cusack es capaz de sostener.

Le doy un 5’5 sobre 10.
Lo mejor: La capacidad de Cusack para entretener entretenido al espectador durante gran parte del metraje.
Lo peor: El contínuo déjà vu que supone su trama y el claro alargamiento del metraje.
publicado por Oscar Martínez el 15 diciembre, 2007

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.