Buena película de Icíar Bollaín, tanto desde el punto de vista formal como de fondo. Una película muy bonita, que ha gustado mucho al público.

★★★☆☆ Buena

Buena película de Icíar Bollaín, tanto desde el punto de vista formal como de fondo.
Bollaín, que tiene especial ojo para mostrar las cualidades humanas del común de los mortales, sabe en esta ocasión revestir la historia de forma muy interesante (impecable la magnífica música de Lucio Godoy), resultando, además, muy entretenida al igual que hiciera en su soberbio "Te doy mis ojos".

Esta es menos dramática, o al menos tiene menos tintes violentos, pero también los sentimientos humanos entran en continuo conflicto con aspectos éticos y/o morales, que pueden hacer estallar en mil pedazos la armonía, amor, respeto y confianza entre las personas queridas.

Gracias a un espléndido guión donde las tres historias principales se complementan con otras, aparentemente más livianas, pero igual de sustanciosas, la película se degusta como un pequeño manjar, dejando por tanto un muy buen sabor de boca.

Historias diferentes interrelacionadas, que muestran de forma atractiva los estados por los que el amor de una pareja pasa a lo largo de los años: el enamoramiento incipiente, los primeros atisbos de crisis y la muerte del amor, presa del tedio y la convivencia vacía del día a día sin nada que decirse.

Estupendas interpretaciones, donde sobresale una vez más Antonio de la Torre, esta vez en un pequeño papel con un registro diferente de lo que veníamos viendo en él ultimamente, y de Nuria González. Las escenas entre ambos son lo mejor de una película con espléndidos y sencillos diálogos, existiendo una entrañable humanidad en las historias que muestran lo mejor del ser humano y también, si no lo peor, sí lo más gris y triste.

Una película muy bonita, que ha gustado mucho al público, habiendo grandes aplausos.
La rueda de prensa, con la directora y Diego Martín, María Vázquez, Nuria González, Najwa Nimri (bellísima y con un vestido que cortaba el hipo), y Tristán Ulloa, no tuvo desperdicio, mostrando a una Icíar Bollaín, muy segura del camino que ha emprendido tras la cámara. Le deseamos toda clase de éxitos, al igual que a la película en este Festival. Aunque aún quedan muchas películas por concursar. Veremos.

publicado por Iñaki Bilbao el 24 septiembre, 2007

Enviar comentario

Leer más opiniones sobre

Desde 2005 muchocine es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.