Lo mejor, el ronquido de alguien de la butaca de atrás que parecía formar parte de los efectos sonoros de los trajes espaciales. Dolby Digital Humano, jejeje.

★★☆☆☆ Mediocre

Sunshine

Hay dos géneros cinematográficos que me suelen entretener con facilidad. Las pelis infantiles de animación y las de ciencia ficción. La última del director de Trainspotting, La Playa o 28 Días Después es la historia de una misión espacial en un futuro no muy lejano donde el sol se muere y han de estallar una bomba para crear una nueva estrella a partir del Gran Astro.

Muchas veces un absurdo argumento puede dar como resultado una gran película. Pero no es el caso.

Para verla, cometí el error de fiarme del comentario del crítico del programa de cine de la cadena SER, Teófilo el Necrófilo: Está más cerca de “2001” que de “La guerra de las Galaxias” y tiene además elementos de “Alien”… Plantea mucho más que efectos especiales.

Si parecerse a 2001 es que haya un ordenador central al que también hablan con la voz, pase, pero por lo demás, no le llega ni a la suela de los zapatos. Los diálogos son simplones. De modo que te explican todo lo que van haciendo como si fueras tonto, pero luego (debido a un pésimo montaje) no te enteras de si han llegado ya a un sitio o dónde se encuentra quién en cada momento.

Hasta en 4 ocasiones están decidiendo las vidas de los tripulantes con cosas como que sólo hay un traje y deben morir los demás, o no hay oxígeno para tantos y hay que sacrificarse.

Incluso el último cuarto, con la introducción de un elemento más o menos sorpresivo, apenas remonta el vuelo de una peli que no me mantuvo interesado salvo por algún intento poético con el sol como protagonista.

Lo mejor, el ronquido de alguien de la butaca de atrás que parecía formar parte de los efectos sonoros de los trajes espaciales. Dolby Digital Humano, jejeje.
publicado por Calaf el 23 abril, 2007

Enviar comentario

muchocine 2005-2019 es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.