Supersonic Man no necesita cabinas de teléfono, simplemente tiene que apretar un botón de su reloj-calculadora del todo a un euro y decir: que la fuerza de las galaxias esté conmigo. Uau!!!

★★☆☆☆ Mediocre

Este film español suponía la respuesta patria al “Superman” de Donner. ¿Por dónde empiezo? Kronos es un extraterrestre enmascarado que lleva unos fardahuevos negros y es enviado a la tierra por un pariente lejano de Jor-El. Sale volando con una canción de Abba (o casi) y los créditos son tan fosforescentes que no se lee una mierda.

Cuando llega a la tierra se hace llamar Paul y tiene bigote. Un hombre muy malo llamado Dr.Gulik (clavadito al capitán Kirk de Star Trek, se viste igual, se peina igual y tiene la misma jodida tez)secuestra a un científico de la tercera edad para robarle una fórmula. Para ello utiliza a un robot que es una mezcla del robot malo de Robocop y de Íñigo el del Gran Hermano.

Supersonic Man deberá evitarlo…Nuestro héroe, por lo que pude ver, es invencible… a no ser que le
golpeen en la nuca por sorpresa, que le deja KO (!!!), gusta de volar en círculos y realiza abrumadoras demostraciones de poder… abriendo puertas. Uau!!!

Supersonic Man no necesita cabinas de teléfono, simplemente tiene que apretar un botón de su reloj-calculadora del todo a un euro y decir: que la fuerza de las galaxias esté conmigo. Uau!!! Ah, se me olvidaba. Si está en el fondo del mar, encerrado en un saco y rodeado de tiburones de archivo, ¡también puede hablar!!!

Los primeros (y trapidantes) cinco minutos, en los que tiene lugar el ataque y secuestro, parecen uno de aquellos Publireportajes de Pascual que daban hace años en la tele. Los malos lanzan rayos leiser.
Como es española y tiene lugar (es un decir) en New York, todos los malos se llaman Harrison, Peterson, Harrison, o cualquier otro nombre que acabe en On.

Sale Quique Camoiras. Hay un borracho que sale cada vez que hay que hacer un chiste típico. Quique Camoiras está genial en su cameo haciendo chistes de tartamudo, altísima comedia. Hay una pelea de las de antes, de las que molan, solo faltan Terence Hill y Bud Spencer.

El malo es tan malo que cita a Shakespeare o a Julio César (quiero decir que cita frases de los dos, no que quede con ellos en un pub) Supersonic Man levanta tractores de cartón piedra que llevan escrito Acme en el lateral. La batalla contra el robot, espectacular clímax, la resuelve Supersonic Man… dándole una patada voladora.

Podría estar así durante días, tres folios de notas para la peli. Peor incluso que “Ultravioleta” pero infinitamente más divertida. Un 2. (Pero te lo pasas de puta madre).
publicado por Kiko de España el 14 septiembre, 2006

Enviar comentario

Desde 2005 muchocine es una comunidad cinéfila perpetrada por Victor Trujillo y una larga lista de colaboradores y amantes del cine.